Capítulo 3: Donde el ingenio salva al torturado

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Capítulo 3: Donde el ingenio salva al torturado

Mensaje por RayPok el Lun 29 Jul 2013 - 21:23

Al fin, capítulo tres... con más historias Happy



El robot seguía intacto. Su cobrizo color ya no tenía reflejos oxidados y su gran ojo semiesférico de color verde  esmeralda seguía brillando con fuerza por los rayos del sol, pese a estar apagado.
-Entra-le dijo el mecánico, mientras apretaba un botón de un pequeño mando gris. La compuerta se abrió y se desplegó una rampa metálica.
Rayman, con paso firme y decidido, subió para contemplar de nuevo su interior. El color rubí de las paredes, la kilométrica sala de mandos, llena de coloridos botones, palancas y manivelas, su enorme vidrio verde esmeralda (que por fuera sería similar a un ojo), su peculiar boca que podía atrapar objetos... Todo le era familiar.
-¿De dónde diablos lo has sacado?-preguntó Rayman.
-De Yegres.-contestó el mecánico.
-Lamento molestar-intervino Murphy-pero... ¿Qué es ese robot y dónde está Yegres?
-Ah, no, Yegres no es un lugar-explicó Rayman-sentáos.
Cuando todos estuvieron cómodos, éste empezó a narrar.
-<<Como ya sabéis, yo fui atrapado por los Rabbids y me convertí en el esclavo de su jefe, Rabble. También recordaréis los idiotas que son los Rabbids. Bien, pues un palurdo descerebrado que controlaba mi celda se durmió, pude robarle las llaves y escapé. Me persiguieron por todas partes, pero conseguí huir.
Por desgracia, localizaron mi escondrijo. Como me querían matar de una vez por todas, volvieron al castillo de su jefe a por refuerzos para derrotarme mientras dormía.
Me despertó el sonido del metal chocando contra la tierra. Lo primero que vi fue un robot de unos treinta metros sin brazos, pero con piernas enormes andando hacia mi.>>
-¿Era éste robot?- interrumpió Murphy.
-¿Cómo va a ser éste robot?-le contestó Betilla.-¿No ves que no tiene piernas y Rayman ha dicho "andando hacia mí"?
-En realidad, sí que fue éste robot- intervino el mecánico- seguid escuchando a Rayman y lo entenderéis.
Rayman prosiguió.
-<<No se si fue por la adrenalina o por la tensión, pero me emocionó el hecho de poder pelear contra aquella fiera de metal, y eso me hizo más fuerte. La batalla duró desde la mañana hasta tarde. Las piernas del robot acabaron sobrecalentadas por los golpes y explotaron, haciendo volar por los aires el resto del robot, que cayó con un gran estruendo. Al momento, cientos de Rabbids salieron de dentro de los restos del robot, lo desmontaron, y se llevaron todas las piezas antes de que los atrapara.
Vencí, pero estaba solo y desolado. En medio del bosque. Caminando bajo el cielo nocturno, pude ver una luz entre los árboles. Había una enorme colina que tenía una puerta y ventanas. Supuse que alguien la excavó por dentro hasta dejarla hueca para construir su casa.
"Si la casa es de un Rabbid, usaré mi puño, me quedaré con su hogar hasta que no lo necesite y ya está" pensé sonriente.
Me abrieron la puerta. La casa era de un conejo, si. Pero no de un conejo cualquiera. El conejo que me abrió era grande, marrón y gris, musculoso y era, en su cara y cuerpo, exactamente igual a Rabble.>>
Los rostros de sus compañeros se volvieron pálidos, y pese a saber que el final iba a ser bueno, su cara representaba preocupación.
-<<No me moví, pues el miedo me paralizaba. Por mucho que le golpeara podría estrujarme si me descubría.
-Un momento...-me dijo-yo te conozco.
El sudor empezó a correr por mis venas.
-¡Si eres el prisionero...-nada más oírle eché a correr-del idiota de mi hermano!
Paré. Me giré sorprendido y él me explicó:
-Soy Yegres y sé por qué estás aquí. Verás... Todo se remonta a hace muchos años. Pese a sacar mejores notas, mi hermano estudió en una universidad mejor que la mía, pues era adorado por todos.
Un día, para la feria de ciencias, creó un pequeño rayo tractor."Está mal hecho",intenté explicarle, (porque yo trabajé en ingeniería y ahora soy ingeniero) pero no me escuchó, rechistó y me contestó que le daba igual, pues iba a ganar al ser adorado por todos. Fue un desastre. El rayo destrozó el lugar y, al ver su poder, en vez de hacer el bien,  empezó a esclavizar a la gente y a destruir edificios. A sus prisioneros, los modificó genéticamente hasta crear los Rabbids que son ahora. Y en cuanto a ti...  Es un poco por mi culpa... Le dije que vendrías a detenerle. Por eso te apresó.
-No importa-le expliqué- es más, me alegro de que confíes en mi. ¿Cómo te llamabas?
-Yegres. Como el nombre de mi hermano, pero al revés.>>
-Para el carro, Rayman...- le interrumpió Murphy con un semblante de sorpresa- ¿Rabble se llamaba... Sergei?
-¡Claro! Se lo cambió a Rabble cuando conquistó el planeta de los Rabbids, para que su nombre no fuese tan ridículo.
Todos rieron pensando en el auténtico nombre de Rabble.
<<Tras sorprenderme por el caso del nombre, Yegres prosiguió:
-...pero puedes llamarme "El Ingeniero".
Nos estrechamos la mano y le conté lo del gran robot y cómo llegué allí.
-¿Has destruido un Roboconejo Gigante tú solo? ¡Eres increíble! Mira, quiero que mi hermano deje de gobernar. Tengo un plan guardado por si tú venías a derrotarle.
Lo leí y pensé: "cómo me adora Yegres". El plan era el siguiente:

PLAN DE LA RESISTENCIA
1. Liberar a prisioneros no modificados.
2. Crear un clan rebelde.
3. Que Rayman sea el líder.
4. Destruir a Sergei.

-Pero, tras contarme lo del robot- me dijo cuando acabé de leer-creo que sería así...
Se sacó un lápiz de un bolsillo y empezó a tachar y a escribir de nuevo. Volví a leer y ponía:

PLAN DE LA RESISTENCIA
1. Liberar a prisioneros no modificados.
2. Buscar las piezas que aún pueda ser usadas del robot.
3. Montar un robot.
4. Crear un clan rebelde.
5. Que Rayman sea el líder.
6. Destruir a Sergei con el robot.

El plan era bueno y lo pusimos en marcha. Pero antes, cenamos puré de zanahoria acompañado de trocitos de queso y fuimos a dormir.
El dia siguiente fue increíble.
Nos colamos por un foso tras adormecer a los cocodrilos, liberamos a todos los que pudimos y nos marchamos a un enorme rellano secreto. A los ex-prisioneros o ex-prisioneras más fuertes, los entrenamos para la batalla. A los niños y a algunas mujeres, los llevamos a un refugio subterráneo.
Luego, el grupo de los fuertes merodeamos por los alrededores, buscando a los Rabbids que transportaban las piezas del Roboconejo. Cinco clanes de Rabbids custodiaban las piezas: uno al norte, uno al noreste, dos al noroeste y uno cerca nuestro, al sur.
Tras recuperar todas las piezas válidas o renovables, y con Yegres de capataz, montamos el robot. A causa del accidente con las patas, el robot sólo medía la mitad y no podía moverse. Ahí intervino Yegres: rellenó los agujeros donde las patas deberían estar y cambió los cables de funcionamiento. Tras revisar la sala de mandos, activamos el robot y, con la interveción de Yegres, pudo moverse... Volando.>>

**********************

Mientras tanto, en la guarida de Mister Dark, Globox es sometido a muchas preguntas y es amenazado varias veces. Está atado por los brazos y por la barriga, y un poco más flojo por el cuello. Pero esta vez, nuestro miedoso amigo tiene un plan con el cual podrá escapar. Eso sí, deberá tener paciencia, pues tardará mucho en poder salir de allí.
Con paso valiente y escondiendo su rostro, aparece Mister Dark.
-A ver...-le dice-¿Qué sabes de Rayman?
-Rayman es mi mejor amigo-dice Globox, con cara feliz.
-¿Qué más sabes?
-Los Electoons son de color rosa.
-¡SOBRE RAYMAN!
-Rayman es mi mejor amigo-contesta de nuevo.
Mister Dark se contiene antes de explotar de rabia.
-Esto nos va a costar un poco...
************************
En casa del mecánico; concretamente, en el ático de su casa; más concretamente, dentro del robot, Rayman seguía contando su historia:
-<< Y fue genial. Tras derrotar a todos los Rabbids gracias a nuestro robot (sin parar de pensar en que antes habían sido inocentes conejos) ideé un plan. Mientras Sergei nos buscaba en un extenso desierto, puse a Yegres y a algunos conejos de señuelo haciendo una barrera. Detrás, puse alguna dinamita tapada bajo una manta.
Y el plan fue sobre ruedas.
Sergei vio la fila de conejos rebeldes. Yegres le dijo:
-No cogerás a nuestro amigo.
Sergei sacó con decisión una pistola.
-Vale, vale. Tú ganas-dijo Yegres. Los conejos se alejaron corriendo, dejando al descubierto la dinamita tapada. Camuflado por la arena, había un cable y un detonador.
Allí aguardaba otro conejo. Cuando Sergei destapó el supuesto yo, éste activó el detonador. Voló por los aires y, debido a su enorme poder, sólo le hirió una pierna. Quedó tendido en el suelo.
Y a unos diez mil metros por arriba, estaba yo, con Roborayman.
-Bueno, lo pasamos bien... Pero vamos a destruirte por el bien del planeta.
Tras abrir la compuerta del robot, empezé a aporrear la sala de mandos. Las alarmas se encendieron, provocando un estruendoso ruido y creando una intermitente aunque cegadora luz. Por la parte de fuera empezaron a salir llamas. Como es de esperar, el robot dejó de funcionar y cayó en picado. Las llamas se avivaron y cada vez caía más deprisa. Me tuve que agarrar a las manivelas para no salir disparado mientras caía.
-¡Rabble!-le grité bien fuerte a los pocos metros. Él miró hacia arriba y vio una enorme bola de luz y fuego, con el aspecto de este robot. En ese momento, le solte:
-¡Sufre el infierno!
Solté mis manos de las manivelas y la propia fuerza de succión que hacía la compuerta abierta me hizo salir como un misil hacia arriba.
Y observé cómo Rabble no podía esquivar al robot y, acto seguido, una gran explosión.
***************
Razorbeard intervino.
- Te voy a presentar a uno de mis mejores robots. Se llama Steel y es el torturador perfecto... Así que, o lo sueltas todo o le obligo a que saque sus armas. ¿Y bien?
Con cara de infantil, Globox abre las manos y contesta:
-¿Soltar qué? Yo no llevo nada encima...
-¿Conque ésas tenemos, eh?
Hizo pasar a un robot con una maleta y un lanzallamas que debía ser Steel.
La abrió en una mesa y saco los artilugios más punzantes y dolorosos que Globox jamás había visto.
-Vamos a jugar... Con mi  pequeño cuchillo. Y con pequeño me refiero a gran cuchillo.
Cogió un puñal de unos 50 centímetros y sonrió.
Globox, por suerte, lo había previsto todo. Éste empezó a reír sin parar.
-¿QUÉ TE HACE TANTA GRACIA?
Globox empezó a hablar:
-Primero, que te hayan programado con acento ruso. Y, por su puesto, tu cuchillo. ¿Cómo piensas torturarme con eso? Yo tengo uno en casa más grande, y es el que uso para comer.
El atrevimiento sorprendió al pirata, que dejó el cuchillo a un lado. Cogió el lanzallamas.
-Ahora ya no ríes tanto, ¿eh?
-Me sorprende que el lanzallamas sea tan malo. Primero, los hay más pequeños que funcionan mejor. Luego, ¿un lanzallamas? ¡Mis hijos usan eso como agua de colonia!
Steel dejó a un lado el lanzallamas y empezó a sacar artilugios. Globox hacía que los dejara a un lado cualificándolos con un adjetivo que hacía que parecieran una birria.
-Anticuado. Inútil. Pequeño. Inofensivo.
Steel ya había sacado todos los artilugios de su maleta.
-Jo, tío, parece que no quieras que te torture.
-Si, si, tortúrame, pero búscate algo mejor.
¿Algo mejor? Aquello puso al robot hecho una furia y se marchó dando un enorme portazo, pero no sin antes soltar una ráfaga de insultos y escampar sus armas por el suelo.
**************************
-Vaya una historia, Rayman- le dijo Betilla con una sonrisa- Eso sí... ¿ Cómo sobrevivió el robot?
-Eso no lo sé...-respondió Rayman, rascándose la cabeza.
-Yo sí -interrumpió el mecánico- Yegres hizo una réplica exacta para ti.
-Bien, se nos hace tarde y tenemos que buscar el mapa...- advirtió Murphy.
-Ah, si... -dijo el mecánico- os he incorporado un mapa.
Rayman le sonrió y le dijo al mecánico:
-Gracias.
-No hay de qué-se sonrojó el mecánico.
Rayman se despidió y cerró la compuerta del robot con Murphy y Betilla dentro.
-Hora de ir a por Jano al Pantano del Despertar.
*******************
Razorbeard vio salir a Steel de la sala.
-¿Ha sufrido nuestro amiguito?
Steel le contesta, de mal humor:
-No, nada es lo suficientemente mortífero para él. Lo he probado todo, pero...¡Nada!
Razorbeard creyó que Globox había resistido a todos los ataques de Steel, y que era muy fuerte.
-Vale... Le obligaremos a ser nuestro aliado.


Última edición por RayPok el Sáb 12 Abr 2014 - 10:58, editado 1 vez
avatar
RayPok
Moderador
Moderador

Mensajes : 2102
Lums : 3238
Fecha de inscripción : 26/03/2013
Localización : Valencia, España

http://ElPPnos@doatodos.com

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo 3: Donde el ingenio salva al torturado

Mensaje por RayAdrià el Mar 30 Jul 2013 - 12:06

Jajajaja, la parte de Globox es como en los Simpson xDDD
avatar
RayAdrià
Miembro Habitual
Miembro Habitual

Mensajes : 258
Lums : 1039
Fecha de inscripción : 14/04/2013
Localización : El Claro de los Sueños

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo 3: Donde el ingenio salva al torturado

Mensaje por RayPok el Mar 30 Jul 2013 - 21:49

Ssssh... Eso es alto secreto

---------------------------
RayPok

Miembro profesional del mejor foro de Rayman hispanoparlante, fan de Rayman y sus juegos desde siempre. 5 idiomas pero ninguna experiencia labroral. Esperando a que Rayman sea algo más que un trofeo y un juego de móviles.

¿Eres nuevo en el foro? ¡Bienvenido! Pero no lo olvides, para dar una buena imagen, no hagas doble post y no uses lenguaje soez. Toda esta información y más en las reglas del foro. Son pocas y fáciles de seguir Happy

También recomiendo introducir la fecha de cumpleaños, aquí tenemos un tema dedicado a cada miembro del foro ¡para felicitarle! Wink ¡Y preséntate en el tema "Introduzcámonos y presentémonos por órden"! Está en "Acerca del foro" Happy

Si te gustan las historias de Rayman, ¡tenemos una gran colección de fanfics! Algunos están en proceso, pero seguro que te entretendrás leyéndolos. Bueno

Gracias, y que disfrutes de tu estancia en nuestra modesta comunidad. Wink

RayPok, moderador regente
avatar
RayPok
Moderador
Moderador

Mensajes : 2102
Lums : 3238
Fecha de inscripción : 26/03/2013
Localización : Valencia, España

http://ElPPnos@doatodos.com

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo 3: Donde el ingenio salva al torturado

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.